Contacta

Mallorca Music Magazine te acerca toda la actualidad musical balear con especial atención a la escena local.

DATOS DE CONTACTO

Tarifas agenda y banners

Title image
Publicado el 15 septiembre, 2021

I Semifinal del Pop Rock 2021

Fotografías de José Luis Luna y Luis Sergio Carrera
Texto por Kiko Frechoso

Una más que interesante primera semifinal

La primera semifinal del Concurso Pop Rock de Palma 2021, celebrada en la sala Es Gremi, nos dejó con un gran sabor de boca tras comprobar el buen nivel de los grupos en general, más que notable en algunos casos. Ambiente distendido y “buena vibra” en la sala en una jornada donde primó el compañerismo y la camaradería sobre el aspecto competitivo, y a la que sólo podemos poner un único pero: a pesar de haberse registrado una participación record con 157 grupos inscritos, percibimos menor variedad musical que la pasada edición, predominando el rock por encima de otros géneros.

Antes de comenzar tuvimos noticia de que Alecks, uno de los clasificados, finalmente no participaría en esta fase, siendo sustituido por Glaucco Ginard, 1er reserva, cuya actuación tendrá lugar en la III Semifinal. Por tanto, la jornada constó de 8 actuaciones en lugar de las 9 previstas, divididas en dos bloques de 4 con un descanso entre medias. Cada grupo, previamente presentado por nuestra compañera Mònica Borràs, disponía de 20 minutos para desarrollar su actuación, donde estaban obligados a tocar los dos temas que presentaron al concurso más otros de su elección. Por último destacar que toda la semifinal se desarrolló con exquisita puntualidad.

CALENDARIO Y PREMIOS DEL POP ROCK

1. Rotten Kings

A este joven grupo de rock alternativo, con letras en inglés, formado por Jordan Ríos (voz y guitarra rítmica), Alberto Roldán (guitarra solista y coros), Fausto Micheletti (bajo y coros) y Daniel Solé (batería y coros) le tocó la difícil tarea de abrir el concurso. Buen arranque, aunque ligeramente desafinados, encadenaron un par de medios tiempos interesantes con Jordan demostrando un buen nivel vocal, Fausto aplicándose al bajo de manera sugerente, pero con potencia, Daniel motivado a la batería y Alberto ligeramente chirriante y desafinado en la guitarra solista, aunque con vocación aventurera, aportando interesantes atmósferas.

En el tercer tema y en el arranque del cuarto se vinieron un poco abajo en cuanto a intensidad y coordinación, pero acabaron su actuación con cierta pegada.

2. Malfet

Más rock, en este caso con matices sureños y latinos, con esta banda de Son Servera integrada por Pau Pavel (voz y guitarra rítmica), Joan Palerm (guitarra solista), Miguel Ángel Valero (bajo), Ángel Ríos (batería), Pau Vallbona (teclados) y Josep Servera (percusión).

Su actuación en Es Gremi arrancó con potencia y decisión, a ritmo de rock con dejes sureños (a lo M Clan), para continuar con otro rock pero más latino, a lo Santana del Corazón Espinado, con el órgano y la guitarra brillando en esa línea. Pau Pavel estuvo muy bien a la voz y Josep Servera añadió detalles y matices muy enriquecedores a la percusión, aportando colorido al conjunto.

Gran tercer tema, rápido, vivo, intenso, quizás el más original del setlist, para cerrar con un tema en catalán, también muy bien ejecutado, con aroma a rock sureño y bonitos detalles a la guitarra y la percusión. Finalizaron dejando muy buenas sensaciones, sonado muy bien, muy conjuntados, aunque en su contra es justo alegar que su música transita por rutas algo trilladas, sin peligros ni aventura.

3. Manena Duel

Se presentó Manena Duel en el escenario acompañada de su banda, formada por Pere Dàvila (guitarra), Gero González (bajo), Nico Almada (teclados) y Rubén García (percusión). La banda se creó este mismo año para acompañarla en su debut discográfico, un EP  de 6 temas titulado Emergente, un trabajo donde combina temas en catalán y castellano.

Arracó con buen pie con un primer tema con mucho groove, donde Manena nos mostró su bonita y fina voz, aunque quizás le faltó un poco de volumen, quedando un pelín ahogada por los músicos. La flauta es el instrumento que domina esta cantautora, y sus notas le añaden un punto interesante a su música, como fue el caso de esta canción. Después se lanzó con Fills de cosir, una canción inspirada en su Padrina, más lenta y sentida que la anterior, permitiéndonos apreciar mejor su voz. La banda realizó un acompañamiento sutil hasta mitad del tema, donde subieron el volumen, pero esta vez ella pudo subirlo también y su voz se escuchó con claridad hasta el final.

Terminaron con Despedida, un tema lento con una preciosa melodía y un final intenso, una buena elección para el cierre.

4. Cabrón

Después le llegó el turno a Cabrón, una banda que practica un mestizaje musical bohemio y difícil de clasificar, con un irónico sentido del humor y mucho swing. El pasado mes de mayo ya tuvimos el placer de verles en directo en este mismo escenario de Es Gremi, donde nos causaron una gratísima impresión. En aquella ocasión estrenaban el sexteto que aún mantienen, formado por Javi Saga (voz y guitarra), Miki Martínez (bajo), Pep Vanrell (batería), Víctor Rodríguez (teclados), Biel Capellà (saxo) y Dialen Niang Ka (trompeta), y pudimos corroborar que la frescura, la musicalidad, el descaro o el desparpajo siguen intactos, pero los pequeños e inevitables desajustes de aquella primera vez ya han desaparecido. Este verano han tenido actuaciones y sesiones de grabación que les han permitido afinar bien su sonido, y vaya si les ha cundido.

Empezaron su set como un tiro, vibrantes, con la sección de vientos poderosa y muy jazzística, imponiendo su ley en cada intervención. El bajo de Miki también sonaba de maravilla, y a Javi se le vio muy sobrado de voz y de recursos, sacando a pasear el showman que lleva dentro. Se nota que la banda está pasando por una época dulce, pues cada vez que sonaban los vientos refrescaban el caluroso ambiente de Es Gremi. En el segundo tema pudimos apreciar la atmósfera sutil y onírica que creó Víctor Rodríguez al teclado, así como el precioso solo que se marcó mientras la sección de vientos seguía alumbrando fraseos irresistibles.

Con sus dos últimos temas, Qué bonita es la pena y La chica del PP, terminaron de liarla, y al final se despidieron con una cálida y merecidísima ovación. Muy grandes.

5. Mantra

Los encargados de reanudar el concurso tras el descanso fueron Mantra, un grupo creado el pasado año, con letras en inglés, que ultima la salida de su primer disco. Lo integran Franc Prohens (voz y guitarra), Jaume Prohens (guitarra y coros), Sergi Tomàs (batería) y Mateu Del Rio (bajo), 4 jóvenes en la veintena procedentes de Felanitx y Santanyí. Se trata de un grupo de rock guitarrero que practica un rock con cierto acento británico.

A destacar la voz rockera del cantante, quien además de cantar bien pronuncia muy claro, llegando a hacerse entender en inglés. Interesantes desarrollos guitarreros, bien ejecutados, a veces emotivos, pero batería y bajo algo planos, sin profundidad, salvo la batería del último tema (justo en el que las guitarras flojearon un poco). Actuación correcta a la que le faltó algo más de pegada.

6. Yoko Factor

Y llegamos a uno de los platos fuertes de la jornada, la explosiva combinación de la guitarra de Pablo Herrero y la batería Andrea Trujillo. El grupo acaba de grabar su primer LP llamado Primilege, grabado y mezclado por el afamado Paco Loco en Cádiz y masterizado en los prestigiosos estudios Kadifornia. Sin duda, uno de los grupos más conocidos y reconocidos de entre todos los que participan este año en el Pop Rock.

Pablo y Andrea nos deleitaron con la efervescencia de su rudo y nervioso sonido, atestado de distorsión y decenas de detalles interesantes, destacando sobre todo el extraordinario repertorio y la pegada de Andrea a la batería. En el primer tema destacó la distorsión extrema de la voz de Pablo, utilizada sabiamente para realzar el interés del conjunto. Muy buena ejecución de todo el setlist, intensa, rabiosa, y eso que contaron con dificultades técnicas como que durante casi toda la actuación apenas se escuchó la voz de Andrea en los coros por un problema con su micro, o el momento en el que el ímpetu de Andrea derribo uno de los platos, lo cual moló bastante.

Ruido a tope, mucho groove, actitud a raudales o ímpetu incontenible fue lo que vimos sobre el escenario, con Andrea aporreando la batería de manera poco ortodoxa, aportando muchísimos matices,  siendo el complemento perfecto para la actitud fiera y ruda de su primo. A veces con la extraña sensación de no saber quien estaba dando soporte rítmico a quien, pareciendo que Andrea, con sus infinitos golpes y redobles, estuviese improvisando la propia canción al momento, con el sonido de la guitarra de Pablo como acompañamiento.

Al finalizar, como recompensa, recibieron el aplauso unánime del público y una larga y merecida ovación.

7. Queen Marsa

Banda de hard rock con letras en inglés y claras influencias de los míticos grupos anglosajones de los 70 (Led Zeppelin, Rainbow, etc.), además de tendencias más actuales como el stoner. La formación está compuesta por Manuel Pintos (voz), Xavi Cárceles (guitarra), Jaume Rado (guitarra), Toni Coronado (bajo) y Juan Bonet (batería). Su irrupción en el escenario fue lo mismo que si hubiesen arrojado una granada de mano, y eso que veníamos de la actuación de Yoko Factor, que había sido lo más salvaje hasta el momento.

Arrancaron con un poderoso riff para dejar las cosas claras desde el inicio: habían venido a dejarse la piel y reventar el escenario, y vaya si lo lograron. Mientras una guitarra insistía machacona en despeinarnos con sus contundentes riffs, la otra, súper lisérgica, andaba de viaje astral volando por la sala. Hard rock de toda la vida con pinceladas de stoner, muchísima potencia sobre el escenario y decibelios superando el límite legal permitido, es decir, iban sobradísimos. La voz y la actitud de Manuel Pintos, el Iggy Pop de Mallorca, no podían ser más rockeras. En el segundo tema ya andaba totalmente descamisado.

Rock duro del bueno, más duro que un turrón de almendras con cáscara. Todos los temas muy cañeros, sin concesiones, donde las partes instrumentales eran una auténtica orgía de decibelios, pero bien organizada, con cada cosa sonando en su lugar. Manuel estaba desatado, tanto él como el resto de músicos sudaron litros de lo que sea que hubiesen bebido antes del concierto. Durante la actuación, el protagonismo recaía en las guitarras, pero la sección rítmica también atizaba de lo lindo, con Toni Coronado galopando con los dedos al bajo y Juan Bonet ensañándose con cajas y platos. Recuerdo haber pensado que el cantante podría cantar heavy metal sin problemas. También recuerdo las últimas palabras que escribí tras finalizar la actuación: “Un puto huracán acaba de arrasar el escenario”.

8. Steffscissors & The Motor Rockers

Grupo con alma de carretera y olor a gasolina, como ellos mismos se definen, nacido al calor de reuniones de moteros y compuesto por Steffscissors (voz), Paco Gaditano (guitarra), Dennis Bottke (guitarra), Miguel Bernabeu (bajo) y Tolo Sbert (batería).

Steffscissors lo intentó, pero el calor reinante y la actuación de Queen Marsa dejaron un reto bastante complicado. Arrancaron con un tema que, sin ser malo, sonaba algo previsible, incluso aburrido en ciertos momentos. Buen volumen pero poca actitud de sus componentes, salvo la cantante. La sección rítmica muy plana, sin garra. El segundo tema fue algo más original, pero a Steff le empezó a fallar la voz debido al calor, y en algunos momentos temimos que pudiera darle una lipotimia. Fue acabar la canción y lanzarse a por un botellín de agua como si no hubiera un mañana.

Y lo que son las cosas, de estar a punto de desfallecer a venirse increíblemente arriba en los dos últimos temas, demostrando todo el potencial de su portentosa voz. El tercero, al ser un medio tiempo de tono lúgubre y oscuro, le sentó mejor a todos: a la banda porque ahora debían llevar un ritmo machacón, y eso se les da bien, y a la cantante porque ese ritmo lento y tenebroso se adaptaba mejor a su manera de cantar, pudiendo recrearse y lucirse en los sostenidos. El último tema recuperó algo de velocidad, con Steff mucho más animada y el público dando palmas. Sobre una melodía algo previsible, los músicos continuaron en su línea, serios y estáticos, pero no importó mucho porque la voz de Steff fue suficiente para levantar la actuación, finalizando con un tremendo alarido que se escuchó en todos los polígonos de Palma.

Enrédate en nuestras redes:

Publicado por:

Fotógrafo de la escena musical española y local desde 2010.
Colaborador de festivales y revistas de ámbito nacional, ha expuesto en diversas ciudades españolas y en el extranjero.
Fotógrafo en Mallorca Music Magazine.

Director de Mallorca Music Magazine, ejerciendo de fotógrafo, editor y redactor.
Apasionado de la buena música y las artes escénicas.
Fotógrafo especializado en fotografía musical y de conciertos.

Aprendiz de todo, maestro de nada. Inconsciente botarate. Programador, diseñador web, editor, redactor, ama de llaves y codirector de esta nave.

No hay comentarios

Deja un comentario

Con la colaboración de: